Y siguiendo con la coordinación con el proyecto de infantil del CRA Entrevalles, en EF en Viniegra de Abajo tocó recrear el laberinto del minotauro.

La historia cuenta que Perseo (Ateniense) se ofreció a entrar en el laberinto del minotauro en Creta. Para ello lo primero que tenían que hacer era viajar de Atenas a Creta en su barco evitando los múltiples obstáculos que encontraron a su paso.

Como segunda prueba lucharon atenienses y cretenses con bolas de papel (para no hacernos daño).Tenían que encestar las bolas de papel en una canasta, cada equipo. Las que encestaban sumaban puntos, las que estaban en el suelo restaban.

La tercera prueba consistió en superar las montañas y peligros de Creta subiendo y bajando por las escaleras de todo el colegio. También había toboganes que hicieron más divertido, si cabe, el recorrido.

Como cuarta prueba tenían que construir un corazón con su cuerpo tirándose en el suelo. Claro Perseo estaba enamorado de Ariadna. Como premio Ariadna le daría una madeja de hilo para que Perseo pudiera salir del laberinto.

Finalmente llegaría el laberinto, creado con las sillas y mesas del salón social. Lo tendrían que atravesar con los ojos cerrados y guiados por las instrucciones (en inglés, of course) de Ariadna-Sydney.

Nos lo pasamos genial y al final derrotamos al minotauro.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

   
© ALLROUNDER